Ir al contenido principal

¿Sécurité, sécurité, sécurité?

Publicado en El Puerto Actualidad

Por segunda vez en menos de un año el terrorismo golpea el corazón de la República Francesa. El pasado 13 de noviembre Francia sufría el mayor atentado terrorista de su historia, una serie de ataques simultáneos en París que costaron la vida a 130 personas y dejado heridas a más de 350. 

El shock ha sido brutal para el país vecino. También para quienes hemos vivido allí y lo consideramos una parte de nosotros/as. Era imposible que nuestros primeros pensamientos no fuesen para las víctimas, sus familias y allegados, para la gente que escapó de ese acto brutal, para quienes nuestros conocidos y conocidas que viven en París o sus alrededores etc.

Poco a poco el dolor va dejando paso al debate, a hacerse preguntas, a analizar los motivos, las causas... A considerar el papel de Francia estos últimos años como vanguardia de la OTAN y EEUU en las guerras de Oriente Próximo (destrucción de Libia, bombardeos en Irak y Siria, apoyo militar y económico a grupos yihadistas...) en busca de la antigua influencia perdida, en la pugna por el control de recursos naturales o la influencia geopolítica. Como decía Jean Jaurès, el capitalismo lleva en su esencia la guerra.

También se empiezan a ver algunas consecuencias. François Hollande decretaba el Estado de Emergencia pocas horas después de los atentados. Una declaración que conlleva la aplicación de medidas excepcionales tales como la posibilidad de aplicar la jurisdicción militar, llevar a cabo registros domiciliarios sin orden judicial, limitar la libre circulación de personas y vehículos e incluso permite que el Gobierno tome el control de los medios de comunicación.

"La amenaza terrorista en Francia tiene un carácter duradero" ha afirmado ahora el gobierno francés. Por eso, tras prorrogar el Estado de Emergencia hasta el mes de febrero, han informado en un comunicado dirigido al Consejo de Europa de que prevén derogar algunos derechos consagrados en la Declaración Europea de los Derechos Humanos debido a la amenaza terrorista. 

En su libro La doctrina del shock, Naomy Klein expone en varios ejemplos cómo determinado tipo de políticas se han implantado en algunos países a través de ‘impactos’ en la psicología social causados por eventos trágicos o grandes catástrofes, generando un clima de conmoción que facilita la implantación de medidas o reformas impopulares.

Los atentados de París son una locura atroz y horrible, pero el reforzamiento de la seguridad interna frente al enemigo exterior no debe hacerse nunca a costa de debilitar las libertades civiles y los derechos sociales que tanto tiempo y tantas luchas ha costado conseguir. Toca plantar cara al terror, unirnos contra la barbarie terrorista pero también defender los valores de la ilustración que un día cambiaron el mundo: libertad, igualdad, fraternidad.

Comentarios

Entradas populares de este blog

25 años de la desaparición de la URSS: Aniversario de una catástrofe

Artículo publicado en El Puerto Actualidad
El 8 de diciembre de 1991 los presidentes de las Repúblicas Soviéticas de Rusia, Ucrania y Bielorrusia firmaron el Tratado de Belovesh con el que declaraban oficialmente la disolución de la Unión Soviética y establecían la Comunidad de Estados Independientes (CEI), a pesar de que en el mes de marzo de ese mismo año el 78% de las ciudadanas y ciudadanos soviéticos se expresaron en referéndum a favor de mantener en pie la URSS. Las consecuencias de estos acuerdos abocaría a la desintegración del estado socialista más importante del mundo. Hoy se cumplen 25 años de aquella catástrofe cuyas consecuencias perduran hasta nuestro días.
El siglo XX no puede entenderse sin la URSS y el mundo de hoy tiene mucho que ver con la desaparición de un gigante geopolítico que con sus aciertos, con sus errores y con sus contradicciones, hizo de contrapeso a las pretensiones de hegemonía global de los Estados Unidos. 
En el plano internacional, la pérdida de ese…

¡Fuera fascistas de nuestra ciudad!

Hoy el fascismo se ha dejado ver en El Puerto. Como se suele decir, han corrido ríos de tinta -digital- desde que los ultracatólicos de Hazte oír, VOX y su tropa neofascista eligieran nuestra ciudad para su primer gran acto público en la provincia de Cádiz: un evento titulado “La rebelión cívica. Ante la dictadura de género y la ley mordaza LGTBi”. A pesar de que han sido pocos y seguro que la mayoría eran de fuera, la cuestión es grave y tenemos que ser conscientes de ello.
En un primer momento eligieron para hacerlo el Centro Cívico Augusto Tolón, pero se toparon con la negativa del Ayuntamiento a ceder el espacio municipal para un acto que “atenta contra la dignidad de las personas y la diversidad sexual” y que, además, contravenía el contenido de una moción propuesta por Izquierda Unida hace unos meses y apoyada por todos los grupos municipales -salvo el Partido Popular- en la que se deja claro que el Ayuntamiento de El Puerto se manifiesta “contrario a la difusión de cualquier …

PSOE-Ciudadanos: ¿Preludio de gran coalición?

Publicado en El Puerto Actualidad
En el ámbito de la política estatal, el tema estrella de la semana han sido sido las conversaciones de cara a la elección del nuevo Presidente del Gobierno. El miércoles pasado, Pedro Sánchez y Albert Rivera escenificaron el acuerdo de investidura alcanzado entre PSOE y Ciudadanos, consistente en una reforma exprés de la Constitución y plasmado en un documento con medidas consensuadas entre ambas formaciones.
Partiendo de la legitimidad y autonomía de todas las fuerzas para establecer los acuerdos políticos y programáticos que crea conveniente, creo que esta decisión supone un error por parte del PSOE por varias cuestiones:
Primero, porque con este acuerdo el PSOE sigue mostrándose hacia la opinión pública como un partido más proclive a entenderse con la derecha que con las fuerzas de izquierda, con quienes mantenía conversaciones a cuatro para formar un gobierno de progreso que sumase los apoyos de Podemos, Izquierda Unida-Unidad Popular y Compromis.