Ir al contenido principal

En Hablando República: Al Rey le crecen los republicanos

La visita del Rey a El Puerto y el recibimiento republicano está dando para mucho. En mi nuevo artículo para Hablando República, titulado 'Al Rey le crecen los republicanos', hago una pequeña reflexión sobre la monarquía y el avance de las ideas republicanas en los últimos años. El artículo lo encontrareis a continuación y también en este enlace.
El pasado sábado 11 de agosto Juan Carlos I realizaba una visita real a El Puerto de Santa María (Cádiz) para acudir a una corrida de toros que formaba parte de los actos de celebración del Bicentenario de la Constitución de 1812. Su majestad fue recibida por los representantes institucionales de la ciudad y por un grupo de personas que saludaron al monarca al grito de “España mañana será republicana” agitando banderas tricolores. 
No deja de ser un acto simbólico contra la visita del monarca pero que esconde algo más. Desde hace unos años se ha convertido en una tónica habitual que los miembros de la Casa Real sean recibidos con la bandera de la República en cada ciudad que visitan. La familia real está asediada por los problemas familiares, por los escándalos de corrupción de la infanta Cristina e Iñaki Urdangarín o por la cada vez más evidente sospecha de los negocios turbios que giran en torno a la monarquía española. Incluso la figura del Rey, intocable hace sólo unos meses, ha perdido su aura de respetabilidad cuando se ha arrojado algo de transparencia sobre sus ‘gestiones’: safaris en África para matar elefantes, viajes privados a las dictaduras del golfo, etc. 
La situación económica tampoco ayuda a mantener la imagen simpática del rey y su familia. Mientras los recortes que se aplican a la Casa Real son irrisorios la ciudadanía está sufriendo los mayores recortes de la historia y está viendo cómo el Estado de bienestar se esfuma a golpe de decreto junto con los derechos que se habían ganado mediante la lucha muchos años atrás. Todo con el apoyo de la monarquía. 
El 15m y toda la agitación social que ha provocado ha supuesto también un importante impulso al movimiento republicano, no en el plano organizativo sino en la aceptación de la República como una forma de gobierno viable. A pesar de todas sus contradicciones, posicionamientos confusos en algunas cuestiones y de elementos extraños que orbitan en torno a él, este movimiento ha hecho avanzar la conciencia republicana de muchas personas: si pedimos una ley electoral justa, más participación de la ciudadanía en la toma de decisiones y una democracia real ¿por qué seguir cargando con un jefe del estado no elegido democráticamente? 
Escándalos, corrupción, toma de conciencia, la crisis económica... son factores que están contribuyendo a expandir las ideas republicanas. Al Rey le crecen los republicanos, el régimen del 78 está en crisis de manera evidente y debemos empezar a construir una alternativa seria, social, democrática y republicana capaz de dar solución a los problemas de la ciudadanía del estado.

Comentarios

Entradas populares de este blog

25 años de la desaparición de la URSS: Aniversario de una catástrofe

Artículo publicado en El Puerto Actualidad
El 8 de diciembre de 1991 los presidentes de las Repúblicas Soviéticas de Rusia, Ucrania y Bielorrusia firmaron el Tratado de Belovesh con el que declaraban oficialmente la disolución de la Unión Soviética y establecían la Comunidad de Estados Independientes (CEI), a pesar de que en el mes de marzo de ese mismo año el 78% de las ciudadanas y ciudadanos soviéticos se expresaron en referéndum a favor de mantener en pie la URSS. Las consecuencias de estos acuerdos abocaría a la desintegración del estado socialista más importante del mundo. Hoy se cumplen 25 años de aquella catástrofe cuyas consecuencias perduran hasta nuestro días.
El siglo XX no puede entenderse sin la URSS y el mundo de hoy tiene mucho que ver con la desaparición de un gigante geopolítico que con sus aciertos, con sus errores y con sus contradicciones, hizo de contrapeso a las pretensiones de hegemonía global de los Estados Unidos. 
En el plano internacional, la pérdida de ese…

¡Fuera fascistas de nuestra ciudad!

Hoy el fascismo se ha dejado ver en El Puerto. Como se suele decir, han corrido ríos de tinta -digital- desde que los ultracatólicos de Hazte oír, VOX y su tropa neofascista eligieran nuestra ciudad para su primer gran acto público en la provincia de Cádiz: un evento titulado “La rebelión cívica. Ante la dictadura de género y la ley mordaza LGTBi”. A pesar de que han sido pocos y seguro que la mayoría eran de fuera, la cuestión es grave y tenemos que ser conscientes de ello.
En un primer momento eligieron para hacerlo el Centro Cívico Augusto Tolón, pero se toparon con la negativa del Ayuntamiento a ceder el espacio municipal para un acto que “atenta contra la dignidad de las personas y la diversidad sexual” y que, además, contravenía el contenido de una moción propuesta por Izquierda Unida hace unos meses y apoyada por todos los grupos municipales -salvo el Partido Popular- en la que se deja claro que el Ayuntamiento de El Puerto se manifiesta “contrario a la difusión de cualquier …

PSOE-Ciudadanos: ¿Preludio de gran coalición?

Publicado en El Puerto Actualidad
En el ámbito de la política estatal, el tema estrella de la semana han sido sido las conversaciones de cara a la elección del nuevo Presidente del Gobierno. El miércoles pasado, Pedro Sánchez y Albert Rivera escenificaron el acuerdo de investidura alcanzado entre PSOE y Ciudadanos, consistente en una reforma exprés de la Constitución y plasmado en un documento con medidas consensuadas entre ambas formaciones.
Partiendo de la legitimidad y autonomía de todas las fuerzas para establecer los acuerdos políticos y programáticos que crea conveniente, creo que esta decisión supone un error por parte del PSOE por varias cuestiones:
Primero, porque con este acuerdo el PSOE sigue mostrándose hacia la opinión pública como un partido más proclive a entenderse con la derecha que con las fuerzas de izquierda, con quienes mantenía conversaciones a cuatro para formar un gobierno de progreso que sumase los apoyos de Podemos, Izquierda Unida-Unidad Popular y Compromis.