Ir al contenido principal

#EncierroElPuerto #APEMSANoSeVende día 12

Llegó la hora. Decimosegundo día de encierro en el Ayuntamiento de El Puerto contra la privatización de APEMSA, un día que recordaremos durante mucho tiempo y que ha deparado momentos especiales.

Ya en la reunión de trabajo interno de ayer se valoró que el encierro en el Ayuntamiento había cumplido con creces su función y era el momento de pasar a una nueva fase de lucha para encarar la recta final del proceso privatizador.

La nueva reunión de trabajo celebrada durante la tarde de hoy terminó de cerrar los flecos para pasar a esa nueva fase de lucha, así como perfilar el desarrollo de la asamblea ciudadana de esta tarde y preparar las acciones que se van a desarrollar de aquí al pleno en que PP y PA deberán firmar la venta de APEMSA.
Así, a las ocho de la tarde comenzó la décima asamblea ciudadana -que nuevamente volvió a celebrarse ocupando la planta baja del ayuntamiento- y en la que se dio conocimiento de todos estas decisiones que se habían tomado en las reuniones internas anteriores. También se informó de cuáles serían los siguientes pasos: combinar la presión judicial con una nueva denuncia en el Ayuntamiento y llevar el movimiento a los barrios con el objetivo de conseguir las 6.000 firmas necesarias para forzar con todas las de la ley la consulta popular.

Como ha sido habitual durante todos los días de encierro la respuesta popular ha sido magnífica, no solo por el número de intervenciones sino por el buen ambiente que se ha generado estos días entre quienes estamos dentro y quienes han venido estos días a participar en las asambleas.

El encierro ha sido un medio en el camino de conseguir nuestro fin: la paralización de la privatización del 49% de APEMSA, y que ha servido para poner el foco en el conflicto del agua en nuestra ciudad (llegando incluso a muchísimos medios de comunicación estatales). Ahora llega el momento de llevar la organización y la concienciación a los barrios.

Por eso el fin del encierro no supone el fin de las acciones de la Plataforma APEMSA No Se Vende. De hecho, mañana se ha convocado una manifestación que saldrá de la Plaza Peral y pondrá rumbo al antiguo ayuntamiento para registrar la documentación de esta nueva denuncia contra Aqualia-FCC. Además, y por voluntad popular, las asambleas ciudadanas se mantendrán diariamente por lo que nos volveremos a ver en la Plaza Peral para seguir adelante con la movilización social contra la privatización de APEMSA.

Todavía el encierro no se ha acabado, lo hará mañana, así que quizás no sea ahora el mejor momento para hacer un balance pormenorizado de lo que se ha conseguido pero, a pesar de que el encierro ha cumplido ampliamente su función y había motivos de peso para pasar a otra etapa, no puedo evitar tener una sensación de tristeza al ponerle fin ya que ha conseguido ser el catalizador de un movimiento de contestación social al que tenemos que seguir dándole forma.

La lucha sigue, y mañana nos volveremos a ver en la calle.¡APEMSA No Se Vende!

Aun podéis seguir el encierro vía Twitter a través del perfil de la plataforma @APEMSANoSeVende y las etiquetas #EncierroElPuerto o #APEMSANoSeVende, o desde la cuenta de Facebook APEMSA No se vende. En el blog Aguas del Puerto No Se Vende tenéis disponible muchísima información a cerca de este proceso.

Comentarios

Entradas populares de este blog

¡Fuera fascistas de nuestra ciudad!

Hoy el fascismo se ha dejado ver en El Puerto. Como se suele decir, han corrido ríos de tinta -digital- desde que los ultracatólicos de Hazte oír, VOX y su tropa neofascista eligieran nuestra ciudad para su primer gran acto público en la provincia de Cádiz: un evento titulado “La rebelión cívica. Ante la dictadura de género y la ley mordaza LGTBi”. A pesar de que han sido pocos y seguro que la mayoría eran de fuera, la cuestión es grave y tenemos que ser conscientes de ello.
En un primer momento eligieron para hacerlo el Centro Cívico Augusto Tolón, pero se toparon con la negativa del Ayuntamiento a ceder el espacio municipal para un acto que “atenta contra la dignidad de las personas y la diversidad sexual” y que, además, contravenía el contenido de una moción propuesta por Izquierda Unida hace unos meses y apoyada por todos los grupos municipales -salvo el Partido Popular- en la que se deja claro que el Ayuntamiento de El Puerto se manifiesta “contrario a la difusión de cualquier …

Sobre la bandera de El Puerto

Artículo publicado en El Puerto Actualidad (parte I y parte II)
Si preguntamos a cualquier vecino o vecina de nuestra ciudad por cuáles son los colores de la bandera de El Puerto, con casi total seguridad la respuesta sería la misma: verde y amarillo. La bandera de nuestra ciudad está presente en los edificios municipales, en nuestras fiestas locales, en el salón de plenos, en la toma de posesión de alcaldes y concejales, en las recepciones oficiales, en Wikipedia…
Pero basta con investigar un poco sobre la historia de nuestra bandera local para toparse con un hecho sorprendente: El Puerto no tiene bandera oficial
Esta afirmación es tan chocante como cierta. Desde hace más de cuarenta años nuestra ciudad viene usando una bandera alegal, pues ésta no está aprobada por el pleno del Ayuntamiento y, por tanto, no está reconocida por la Junta de Andalucía ni recogida en el catálogo de escudos y banderas oficiales de las entidades locales de Andalucía. El motivo principal es que ninguna c…

25 años de la desaparición de la URSS: Aniversario de una catástrofe

Artículo publicado en El Puerto Actualidad
El 8 de diciembre de 1991 los presidentes de las Repúblicas Soviéticas de Rusia, Ucrania y Bielorrusia firmaron el Tratado de Belovesh con el que declaraban oficialmente la disolución de la Unión Soviética y establecían la Comunidad de Estados Independientes (CEI), a pesar de que en el mes de marzo de ese mismo año el 78% de las ciudadanas y ciudadanos soviéticos se expresaron en referéndum a favor de mantener en pie la URSS. Las consecuencias de estos acuerdos abocaría a la desintegración del estado socialista más importante del mundo. Hoy se cumplen 25 años de aquella catástrofe cuyas consecuencias perduran hasta nuestro días.
El siglo XX no puede entenderse sin la URSS y el mundo de hoy tiene mucho que ver con la desaparición de un gigante geopolítico que con sus aciertos, con sus errores y con sus contradicciones, hizo de contrapeso a las pretensiones de hegemonía global de los Estados Unidos. 
En el plano internacional, la pérdida de ese…