Ir al contenido principal

En Hablando República: ¿Acabará la crisis con la unidad de la derecha española?

Nueva colaboración publicada en Hablando República.  En esta ocasión le doy vueltas a si la crisis económica (y de régimen) puede acabar con el dominio exclusivo del PP en el espectro de la derecha política. UPyD y Mario Conde parecen querer disputarle ese espacio. Podéis leer el artículo a continuación o en este enlace
En España, a diferencia de otros países de nuestro entorno, las derechas siempre han permanecido unidas. Tras la denominada 'transición democrática' el espacio político conservador se fue asentando y amoldando a la nueva realidad hasta acabar en la fundación de Alianza Popular, hoy Partido Popular, organización que abarca un amplio espectro ideológico que va desde el centro derecha a la extrema derecha y desde la democracia cristiana hasta el neoliberalismo. Esa es precisamente la gran característica y su fortaleza. 
Hoy, tras cuatro años de crisis, la realidad política de la derecha empieza a cambiar. Por un lado está UPyD que bajo la consigna del "no somos ni de derechas ni de izquierdas" esconde políticas y propuestas de extrema derecha, encontrando su caladero de votos en la intransigencia absoluta contra ETA y el entorno abertzale y en la batalla contra las autonomías y la recuperación  del centralismo, dos terrenos donde la formación de Rosa Diez se mueve como pez en el agua y sabe explotar muy bien las contradicciones del PP. 
Recientemente al partido de Mariano Rajoy se le abre otro frente por la derecha. Mario Conde vuelve a la política nacional al frente de Sociedad Civil y Democracia con un discurso anti políticos para "devolver España a los ciudadanos". Conde no está solo. Junto a él cuenta con el valioso apoyo mediático del grupo Intereconomía que le sirve de altavoz e instrumento de propaganda. Sabiendo el segmento de población que representan los espectadores de este grupo es muy previsible saber por dónde caminará el proyecto del ex presidente de Banesto, ex convicto y ex gran amigo de Juan Carlos de Borbón que ha logrado seducir a un sector de la militancia del PP y comienzan a nutrir las filas de este nuevo partido. 
Que este régimen está en crisis ya no sorprende a nadie. Si miramos el ejemplo griego vemos como allí esta crisis ha llevado a la derrota del bipartidismo, a la aparición de una alternativa de izquierdas fuerte y al auge de la extrema derecha y del partido neonazi. En España el escenario comienza a parecerse al griego. Encuesta tras encuesta el bipartidismo pierde terreno, UPyD crece progresivamente gracias un discurso fácil sin prácticamente argumentos de peso. 
Algo se mueve por la derecha. Septiembre será un mes crucial. La posibilidad de que el gobierno pida el rescate total es muy real y ante esto, el papel que jueguen los dos grandes partidos del régimen será determinante para reescribir el escenario político del estado.

Comentarios

Entradas populares de este blog

25 años de la desaparición de la URSS: Aniversario de una catástrofe

Artículo publicado en El Puerto Actualidad
El 8 de diciembre de 1991 los presidentes de las Repúblicas Soviéticas de Rusia, Ucrania y Bielorrusia firmaron el Tratado de Belovesh con el que declaraban oficialmente la disolución de la Unión Soviética y establecían la Comunidad de Estados Independientes (CEI), a pesar de que en el mes de marzo de ese mismo año el 78% de las ciudadanas y ciudadanos soviéticos se expresaron en referéndum a favor de mantener en pie la URSS. Las consecuencias de estos acuerdos abocaría a la desintegración del estado socialista más importante del mundo. Hoy se cumplen 25 años de aquella catástrofe cuyas consecuencias perduran hasta nuestro días.
El siglo XX no puede entenderse sin la URSS y el mundo de hoy tiene mucho que ver con la desaparición de un gigante geopolítico que con sus aciertos, con sus errores y con sus contradicciones, hizo de contrapeso a las pretensiones de hegemonía global de los Estados Unidos. 
En el plano internacional, la pérdida de ese…

PSOE-Ciudadanos: ¿Preludio de gran coalición?

Publicado en El Puerto Actualidad
En el ámbito de la política estatal, el tema estrella de la semana han sido sido las conversaciones de cara a la elección del nuevo Presidente del Gobierno. El miércoles pasado, Pedro Sánchez y Albert Rivera escenificaron el acuerdo de investidura alcanzado entre PSOE y Ciudadanos, consistente en una reforma exprés de la Constitución y plasmado en un documento con medidas consensuadas entre ambas formaciones.
Partiendo de la legitimidad y autonomía de todas las fuerzas para establecer los acuerdos políticos y programáticos que crea conveniente, creo que esta decisión supone un error por parte del PSOE por varias cuestiones:
Primero, porque con este acuerdo el PSOE sigue mostrándose hacia la opinión pública como un partido más proclive a entenderse con la derecha que con las fuerzas de izquierda, con quienes mantenía conversaciones a cuatro para formar un gobierno de progreso que sumase los apoyos de Podemos, Izquierda Unida-Unidad Popular y Compromis.

Nunca dejes que la realidad estropee tu artículo

Internet ha cambiado por completo nuestras vidas y nuestra relación con el mundo. El nacimiento de nuevos medios de información digital, por ejemplo, ha tenido consecuencias muy positivas. Una de ellas, permitirnos estar informados/as al momento de cuanto pasa a nuestro al rededor, lo que unido al estallido de las redes sociales ha permitido a muchísimas personas comunicarse, expresarse y debatir libremente con facilidad.

Aplicado al terreno de la política local, este cambio de paradigma ha sido tremendamente positivo pues permite a la gente no solo conocer y tener acceso muchos más aspectos de la actualidad local, sino también participar de ella a través de las redes o gracias a las posibilidades que ofrecen muchos de estos nuevos medios.

Por ejemplo, me topo con este artículo publicado en elportuense.es, escrito por el Presidente de Nuevas Generaciones, sobre la suspensión de la festividad del 12 de Octubre en nuestra ciudad a la que denomina Día de la Hispanidad -término fijado en…