Ir al contenido principal

Viaje al Sáhara, día 2: preparando el terreno


Domingo, 8 de octubre. Habiendo dormido solo 3 horas mal contadas, después de una jornada de viaje maratoniana y de tomar un pequeño desayuno, dejamos Rabuni rumbo a Dajla. Atravesamos 150 km de un paisaje llano y desértico, que a pesar de lo bonito y de una carretera más que decente se hizo largo como él solo. 

Al llegar a Dajla nos dirigimos directamente al Hospital Regional para supervisar el estado del quirófano que se pretende inaugurar el 12 de octubre y tener una idea de todo el trabajo pendiente. Allí conocimos la gran labor que hacen estos médicos y enfermeras -la gran mayoría de ellos con formados cubana- que trabajan con medios más que justos y casi provenientes en su totalidad de donaciones solidarias. Tuvimos la oportunidad de reunimos con el Director de Sanidad de la Wilaya de Dajla, que nos acompañó junto al Director del hospital. Aquí se ofrecen servicios para todo el campamento: medicina general, pediatría, ginecología y, a partir del día 12, un quirófano para realizar operaciones. 

Y claro, tocó resolver el primer problema: en las obras para la construcción del quirófano no habían dejado espacio para la sala de esterilización, así que hubo que ponerse manos a la obra para solucionar el entuerto. Entre Manu Basallote y el equipo de construcción se encontró la forma para acoger la sala reorganizando los espacios del hospital de la mejor forma posible. 

Después de esta primera visita, nos fuimos a casa de Tutu, nuestra anfitriona. Tutu habla perfectamente castellano, aprendido en los años que pasó estudiando en España y es amiga personal de Manu y otros compañeros de AMAL. Conocimos su casa y a su familia y pude hartar de apreciar unos primeros pequeños detalles de la sociedad saharaui: desde la decoración hasta las relaciones personales con los visitantes y entre la propia familia. A la saharaui se la considera una sociedad matriarcal. Es fácil ver mujeres saharauis ocupando puestos destacados en su comunidad y La vida de las mismas se organiza en torno a ella. 

Por la tardes visitamos la Wilaya de Dajla, con dos tareas. Por una parte, trasladar al Hospital el material para el quirófano enviado semanas atrás por AMAL Esperanza y La Vicuña: desde vendas, gasas, jeringuillas y medicinas, hasta el equipamiento completo del quirófano. En un par de viajes nos lo ventilamos. Y también para saludar a nuestro amigo Salek Baba, Gobernador de la Wilaya de Dajla, a quien ya conocimos en una de sus visitas a El Puerto, y que en parte tiene la culpa de que estemos aquí.


Salek nos recibió en una recepción oficial que sirvió para formalizar todos los compromisos entre Amal Esperanza, Salam Paz y Sahara libre con el Gobierno de Dajla: la puesta en marcha del quirófano del Hospital Regional, la renovación de 40 cubas de agua en diferentes puntos del campamento y el inicio de los trabajos para la reconstrucción del edificio comunitario de la Daira de Bir Nzaran. 

Ya por la noche regresamos a casa de Tutu para la cena -y para tener mi primera ducha saharaui, toda una experiencia... Al día siguiente nos esperaba la primera jornada de trabajo en el Hospital.

Comentarios

Entradas populares de este blog

25 años de la desaparición de la URSS: Aniversario de una catástrofe

Artículo publicado en El Puerto Actualidad
El 8 de diciembre de 1991 los presidentes de las Repúblicas Soviéticas de Rusia, Ucrania y Bielorrusia firmaron el Tratado de Belovesh con el que declaraban oficialmente la disolución de la Unión Soviética y establecían la Comunidad de Estados Independientes (CEI), a pesar de que en el mes de marzo de ese mismo año el 78% de las ciudadanas y ciudadanos soviéticos se expresaron en referéndum a favor de mantener en pie la URSS. Las consecuencias de estos acuerdos abocaría a la desintegración del estado socialista más importante del mundo. Hoy se cumplen 25 años de aquella catástrofe cuyas consecuencias perduran hasta nuestro días.
El siglo XX no puede entenderse sin la URSS y el mundo de hoy tiene mucho que ver con la desaparición de un gigante geopolítico que con sus aciertos, con sus errores y con sus contradicciones, hizo de contrapeso a las pretensiones de hegemonía global de los Estados Unidos. 
En el plano internacional, la pérdida de ese…

¡Fuera fascistas de nuestra ciudad!

Hoy el fascismo se ha dejado ver en El Puerto. Como se suele decir, han corrido ríos de tinta -digital- desde que los ultracatólicos de Hazte oír, VOX y su tropa neofascista eligieran nuestra ciudad para su primer gran acto público en la provincia de Cádiz: un evento titulado “La rebelión cívica. Ante la dictadura de género y la ley mordaza LGTBi”. A pesar de que han sido pocos y seguro que la mayoría eran de fuera, la cuestión es grave y tenemos que ser conscientes de ello.
En un primer momento eligieron para hacerlo el Centro Cívico Augusto Tolón, pero se toparon con la negativa del Ayuntamiento a ceder el espacio municipal para un acto que “atenta contra la dignidad de las personas y la diversidad sexual” y que, además, contravenía el contenido de una moción propuesta por Izquierda Unida hace unos meses y apoyada por todos los grupos municipales -salvo el Partido Popular- en la que se deja claro que el Ayuntamiento de El Puerto se manifiesta “contrario a la difusión de cualquier …

PSOE-Ciudadanos: ¿Preludio de gran coalición?

Publicado en El Puerto Actualidad
En el ámbito de la política estatal, el tema estrella de la semana han sido sido las conversaciones de cara a la elección del nuevo Presidente del Gobierno. El miércoles pasado, Pedro Sánchez y Albert Rivera escenificaron el acuerdo de investidura alcanzado entre PSOE y Ciudadanos, consistente en una reforma exprés de la Constitución y plasmado en un documento con medidas consensuadas entre ambas formaciones.
Partiendo de la legitimidad y autonomía de todas las fuerzas para establecer los acuerdos políticos y programáticos que crea conveniente, creo que esta decisión supone un error por parte del PSOE por varias cuestiones:
Primero, porque con este acuerdo el PSOE sigue mostrándose hacia la opinión pública como un partido más proclive a entenderse con la derecha que con las fuerzas de izquierda, con quienes mantenía conversaciones a cuatro para formar un gobierno de progreso que sumase los apoyos de Podemos, Izquierda Unida-Unidad Popular y Compromis.